NOTICIAS
“Tener a los mejores va de dejarles ser” | Roberto Rodríguez González | Master en Dirección y Gestión de Recursos Humanos de la Universidad de Alicante

Todo el mundo tiene derecho a tener un buen jefe. Esta es una afirmación que muy pocas veces nos cuestionamos. Suele asumirse que al incorporarse a una empresa vamos a trabajar a las órdenes de alguien que será el jefe con sus emociones, valores y defectos. Entonces tenemos derecho a lanzar las siguientes preguntas ¿Tengo un buen jefe?, ¿Por qué no me merezco uno bueno?. En el caso de que tú seas el jefe también deberías preguntarte ¿Soy buen jefe?, ¿Apoyo a mis colaboradores?, ¿Están contentos conmigo?

Actualmente, muchas empresas externalizan sus procesos industriales ya que la globalización permite abaratar costes descentralizando estos procesos. Entonces, ¿Qué valor añadido pueden ofrecer este tipo de empresas para seguir compitiendo en este mercado?  

Aquí es donde entra en juego el departamento de Recursos Humanos que tiene que esforzarse en la búsqueda del talento, realizar buenos procesos de selección pero sobre todo en motivar a todos sus empleados, sean o no jefes, para que todos aporten lo mejor se sí mismos. Ellos serán capaces de descubrir al buen jefe ya que destacara porque su empleados trabajar a medio camino entre el aburrimiento y el estrés.

Por todo ello, el futuro de la profesión de los Recursos Humanos será en ser bueno en escuchar a las personas, entender el contexto, saber ajustar al personal a cada puesto concreto.

Por supuesto que para conseguir todo ello hay que dedicar mucho, tiempo.

Para poder alcanzar este objetivo tan pretencioso es imprescindible conocer el comportamiento humano, así como aprender a analizar y conocer las partes de los sesgos cognitivos. Asunto bastante complicado debido a que el comportamiento humano es muy de patrones independiente de las diferencias y semejanzas que haya entre unos y otros.

Hay muchas herramientas que pueden ayudarnos a detectar las características de cada miembro de nuestro equipo para poder motivarlo de la mejor forma. Un par de ejemplos de estas herramientas, de las que ya os habíamos hablado en artículos anteriores, son el Análisis del Perfil Personal y el Método DISC. Trabajando y aplicando cada una de ellas en nuestra empresa seremos capaces de encajar con mayor precisión a cada empleado en un puesto de trabajo y así mejorar la eficiencia y la productividad de nuestra compañía, lo que aumentara nuestro valor respecto de la competencia.

Lo más importante es saber qué personas son las que tienes enfrente, cuál es el contexto, cuál es el camino que se debe seguir. Pero como buen jefe, que además cuentas a los mejores, debes dejarles ser, y deben ser ellos los que tomen la iniciativa a la hora de comenzar ese camino.

Este artículo es un extracto de una de las clases que te podemos ofrecer en el Master en Dirección y Gestión de Recursos Humanos. En esta ocasión la sesión fue impartida por Roberto Rodríguez, Director de Recursos Humanos en MásMóvil. Entonces, si te ha gustado y quieres profundizar más en el mundo de los Recursos Humanos contacta ahora con nosotros. Te informaremos de todas las posibilidades en formación que tenemos pensadas para ti.

Todavía no hay ningun comentario. ¡Puedes ser el primero en dejarnos un comentario!

Enviar tu comentario:

Tu email no será publicado.

MATRÍCULA ABIERTA CURSO 2017-2018 MÁS INFO